Iglesia Palabra Pura
  • 1 agosto, 2022
  • Rafael Lemes
  • 2

A Lucas, el médico, de quien los eruditos no han podido llegar a un acuerdo de si era Judío o Gentil, se le atribuyen dos Libros de la Palabra de Dios: el Evangelio de Lucas y Hechos de los Apóstoles. Dos Libros dirigidos a Teófilo, cuyo significado es “amado por Dios”; por lo que no sabemos si fue dirigido a una persona en sí, de nombre Teófilo, o si el significado de Teófilo nos está dejando saber que estos dos Libros están escritos para todo amado de Dios. Pero si ponemos un punto medio en estas dos cuestiones, podríamos decir, como lo hacemos con las Cartas del Apóstol Pablo dirigidas a los Romanos, Corintios, Gálatas, Efesios, Filipenses, Colosenses, Tesalonicenses, Timoteo, Tito, Filemón y Hebreos, que tanto el Evangelio de Lucas como Hechos de los Apóstoles son Libros dirigidos a Teófilo y a nosotros (amados de Dios) que tomamos ventaja de su enseñanza.

Lo que sí es cierto es que son dos Libros reconocidos en el canon de 66 Libros que forman la BIBLIA, nuestra absoluta y máxima autoridad. La palabra Biblia viene del Griego “biblion”, cuyo significado es “libros o rollos”, pero una definición más completa de Biblia sería: conjunto de Libros. Como lo mencioné hace tan sólo unas líneas, la Biblia está compuesta por 66 Libros aprobados como directamente inspirados por Dios, cuyos hechos y profecías cumplidas, han dado de testimonio de que no es un Libro más, o un conjunto de Libros más, sino que es el Libro de libros, el verdadero Libro Divino, totalmente dirigido, susurrado e inspirado por Dios, que cumple con la descripción que encontramos en 2 Timoteo 3:16 (RVR):

Toda Escritura es inspirada por Dios y útil para enseñar, para reprender, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente instruido para toda buena obra

Sí, la Biblia enseña, reprende, corrige, instruyendo al hombre hacia la perfección. La Biblia en sí, en sus rollos originales, nunca ha necesitado una corrección o explicación de contradicción, toda se ha hallado fiel a los hechos científicos, históricos y proféticos. Mas bien la Biblia ha humillado al que se ha creído sabio en su propia opinión, teorizando sin tener en cuenta lo que Escrito Está. La Biblia no nos da teorías; nos dice la absoluta verdad, es la Palabra profética más segura (2 Pedro 1:19).

Se preguntarán por qué hice este salto de tema, del Evangelio de Lucas y Hechos de los Apóstoles a la afirmación de la veracidad e inspiración de Dios de la Biblia, y la razón es muy sencilla: porque a partir de este artículo quiero iniciar un viaje por el libro de Hechos de los Apóstoles, hechos reales, donde descubriremos cómo varios capítulos de este Libro histórico, como es conocido, nos conectará con los tiempos en que fueron escritas otras Cartas, Cartas fidedignas, atribuidas al Apóstol Pablo y la mención de profecías y hechos del Antiguo Testamento. Así que iremos paso a paso extrayendo la mayor información posible de Hechos de los Apóstoles, abriendo nuestra imaginación a tal punto que nos ubiquemos en cada escena para tratar de sentir lo que cada personaje vivió en estos hechos narrados por Lucas, y que luego de que descubramos dónde o en qué tiempo el Apóstol Pablo escribió una Carta, hagamos una pequeña parada para hablar de esta, sin profundizar mucho, porque considero que podríamos hacerlo en las próximas Series.

Todas las Cartas que el Apóstol Pablo escribió, a excepción de Hebreos, las podemos ubicar en el Libro de Hechos de los Apóstoles, pues allí encontramos la narración de los viajes Misioneros del Apóstol a los Gentiles, Pablo, 3 viajes Misioneros en total. Es por eso que es imperativo que antes de proponernos a estudiar una Carta del Apóstol Pablo, tengamos en cuenta dónde se ubica en Hechos de los Apóstoles, porque nos puede dar información del por qué el Apóstol Pablo escribió la Carta y qué le estaba sucediendo a él al momento de enviarla a sus destinatarios.

Ahora, en el Libro de Hechos de los Apóstoles no sólo vemos la narración de los viajes Misioneros del Apóstol Pablo, sino que también encontramos cómo nació la Iglesia y de qué manera se expandió el Evangelio más allá de Jerusalén. En realidad esta será una navegación apasionante por este magnífico libro. Los espero en la próxima parte de esta Serie.

2 comments on “HECHOS DE LOS APÓSTOLES – PARTE 1

  1. Gracias PASTOR RAFAEL , Es uno de los libros que mas me ha gustado leer, sobre todo el ministerio de pablo .de nuevo gracias, porque se que como siempre con su maravillosa enseñanza trae luz a las muchas cosas que lo mas seguro no vi. pero como lo aconsejan ustedes leamos la palabra que ya ustedes nos ayudan a entenderla. Bendiciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.